Viral: Análisis de “El Punto Clave” M. Gladwell

viral

El libro “El Punto Clave (The Tipping Point)”, escrito por Malcolm Gladwell, publicado en el año 2000. Explica cómo conseguir que el producto o servicio se haga viral, para eso tienes que crear una epidemia social. Es decir, tienes que conseguir que tu producto se viralice, que llegue a la mayor cantidad de personas, cebit alice.

El primer libro que publicó se llama el punto clave. Trata sobre, cómo se propagan los virus y cómo nosotros podríamos también utilizar esta idea de la propagación de un virus.

Así mismo, para propagar nuestras ideas, se hace a través de conocer el funcionamiento de un virus. Es decir, el virus se va propagando de persona a persona, se convierte en una epidemia.

Ese punto es lo que se conoce como el punto clave el tipping point. Es decir, ese punto en que un virus pasa de ser una cosa discreta a dispararse, a convertirse en ese punto clave. Entonces, es algo que nosotros tenemos que buscar si lo queremos aplicar este concepto, para propagar ideas.

Para hacer que una idea se viralice, la clave es utilizar las mismas reglas que utiliza un virus, comportarse de alguna manera como un virus. Por ello, para conseguir y crear una epidemia social, que una idea se propague como un virus, se da por tres factores que sirven para ajustar.

viral

Al convertir nuestra idea, en nuestro producto, nuestro servicio en esa epidemia social. Pero, todo depende de la forma en que lo comunicamos y esos tres factores que nosotros podemos ajustar, que son los siguientes:

  1. El mensajero, ley de los elegidos, cuando nosotros expandimos un mensaje para hacer llegar de forma epidémica a la mayor cantidad de personas.
    Por consiguiente, no lo podemos hacer todos nosotros mismos, no podemos tener nuestra propia audiencia y llegar así de forma masiva a todo el mundo. Es decir, se necesita a otra persona para que predique nuestro mensaje, siendo como los elegidos.
    Hay tres tipos de personas, el primer tipo son los conectores, el segundo tipo son los expertos y el tercero son los vendedores. Aquellas personas que conectan con las personas, son conocidos como influencers, personas que son sociables, son capaces de conocer a personas y de relacionarse fácilmente.
    Además, el tema de los seis grados de separación, hay un estudio de los años 60, que se hizo muy popular en los años 2000. Se refiere, a que se enviaron una serie de cartas desde el norte de Estados desde Nebraska, para hacer llegar esas cartas a Boston.

Por eso, lo que hacían eran entregar esas cartas a unas personas y esta persona se las tenía que hacer llegar a alguien cercano e iba anotando su nombre en la carta. Lo cual, pasaba que se encontraron que los pasos que habían seguido esas cartas para llegar a Boston.
Consecuentemente, se dieron que, en la mayoría habían pasado por seis personas, eso llevó a la teoría de los seis grados de separación. Es decir, que nosotros estamos conectados con cualquier persona del planeta, simplemente por seis pasos, que nos separan, esos son los seis grados de separación.

De hecho, había un volumen de gente que tenía una conexión superior, que conocía a gente que estaba más cerca del destino de la carta. Ese concepto se refiere a los conectores, es decir, cuando se habla de un grupo de personas, puede ser un grupo pequeño.

Sobre todo, se ve que los conectores tienen esa habilidad, de conocer a mucha gente y eso nos permite conectarnos a través de ellos.

viral

Este ejemplo en los años 2000 en Estados Unidos y luego en todo el mundo, entonces estamos hablando de que estas personas son poderosas. En el sentido de que tienen una red de contactos amplia para esparcir un mensaje, cuando estas personas envían un mensaje, su alcance es mayor.

De manera que, los conectores tienen un gran alcance y por eso es muy interesante. Cuando tú quieres esparcir un mensaje, busca a  personas que sean conectores, que tengan capacidad de llegar a un mensaje.

Debido al uso de las redes, ya que son conectores para el marketing, para hacer llegar a muchas personas con sus mensajes. Mientras que los expertos, son los especialistas de la información, lo cual, recopila mucha información y conoce demasiado, con el fin de compartirlo con los demás y generan confianza en los demás.
2. El mensaje, siendo el factor de fijación, a igual que un virus muchas veces tiene pequeñas mutaciones. Entonces, la gente no puede defenderse porque acaba de cambiar y es diferente.

Así mismo, algo parecido pasa con el factor de fijación, se lo puede modificar en nuestros contenidos. Cuando hablamos del factor de fijación que estamos hablando de que un mensaje, tiene un mayor impacto, básicamente haciendo que nuestro mensaje se diferencie del resto.

3. El contexto es lo que las personas reciben de tu mensaje o tu idea, las personas pueden ser más receptiva, si tú lo vieras en tu entorno habitual. Normalmente, cuando estás con tu familia, te comportas de una determinada forma, a cuando estás con compañeros de trabajo.

Te comportas de formas diferentes, actúas de forma diferente en público, que cuando estás en privado, entonces, el mismo impacto, el mismo mensaje. Cuando te llega en público, actúas de una forma y cuando estás en privado, actúas de una forma diferente, el contexto es poderoso.

Por consiguiente, estos tres factores es posible modificarlos en un mensaje. Porque al tener clara estas características, se nos hará fácil cambiar la forma en que nos comunicamos, cómo transmitimos un mensaje. Así, podemos convertir ese mensaje en viral, lo cual, se necesita los tres factores, pero si no tiene los tres, uno es suficiente.

Si tienes dos vas a multiplicar la efectividad y si tienes tres vas a tener más efectividad, existen esas tres características. Cuando nosotros lo vayamos a comunicar y queramos que dicho producto se viralice, es necesario intentar tener las tres características para el crecimiento del negocio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *