Análisis Que hace la gente exitosa antes del desayuno de Laura Vanderkam

exitosa

La gente exitosa y su rutina

La gente exitosa es el tema del libro que  abarca la autora , cómo tema principal se centra en como llevamos normalmente las mañanas la gran mayoría de nosotros.

Las primeras horas del día tienden a estar mal organizadas, empleando mucho tiempo en realizar tareas que no son necesarias.

Suele aparecer la “Locura de las mañanas” o lo que es lo mismo: hacer muchas cosas a toda velocidad para finalmente… terminar logrando muy poco.

Esta locura y ajetreo matinal hace que el tiempo inicial en nuestro puesto de trabajo sea poco eficiente ya que lo identificamos erróneamente con un “momento de paz” 

(ha pasado el caos inicial de niños, desayunos, atascos, retrasos… todo está controlado y nos “relajamos”).
A todo esto, suma un estudio en el que se señala que la mayoría nos levantamos a las 6:00 para no entrar a trabajar hasta las 8:00 o 9:00 ¿Dónde va ese tiempo…?

Según Vanderkam, deberíamos emplear el inicio del día en alguna de las actividades de mayor importancia, que define como “tareas esenciales”:

Apoyar a tu familia
Promover tu carrera
Hacer algo por ti mismo

Estas son las tareas en las que se enfoca por las mañanas la gente exitosa, que consigue ordenar sus prioridades para conseguir anotarse varias victorias antes de que la mayoría se haya levantado. 

Cuestión de fuerza de voluntad

Si has reflexionado brevemente, casi seguro que has llegado a la conclusión de que nuestra organización matinal no está siendo la correcta para ser una gente exitosa .

Puede que estemos muy organizados una vez que comienza nuestra jornada laboral, y que sin embargo estemos dejando sin planificar las que pueden ser las horas más importantes del día.

Que las mañanas sean o no el momento más importante del día va a depender también de si tu productividad es más alta por las mañanas o por las noches.

(aquello que se suele decir de los búhos y las alondras), pero lo que sí que es cierto es que las primeras horas de las mañanas suelen estar más disponibles por dos motivos: 

son menos susceptibles de que surjan emergencias y tu cansancio es menor, por lo tanto hay más energías a disposición de tus propósitos.

Sea cual sea tu caso, para que seas una gente exitosa debes  sacarle más partido a las mañanas, y la clave no es otra que la fuerza de voluntad.

La fuerza de voluntad es como un músculo, y si la forzamos se agota, por eso es muy importante decidir bien en qué la empleamos y cómo. 

Por las mañanas nuestras energías aún están al 100% y por eso la fuerza de voluntad que debemos emplear en los diferentes propósitos es menor. 

Si esperas al final del día el esfuerzo que deberás hacer será mucho más titánico. 

Y es que la fuerza de voluntad no es algo que empleemos solo en aquellos retos que nos hemos propuesto. Usamos continuamente para gestionar nuestras emociones, tomar decisiones, o enfrentarnos a las vicisitudes del día a día.
Asuntos importantes pero no urgentes que te ayudan ha ser gente exitosa 
Siempre es difícil saber diferenciar lo urgente y lo importante, y puede que por las mañanas lo sea aún más, ya que tenemos automatizadas ciertas tareas que quizá no sean tan imprescindibles.

Por eso, la autora señala que los mejores hábitos matutinos para la gente exitosa son actividades que no tienen porque suceder.

 Además no deben hacerse en una hora específica por eso van a depender en una parte muy importante de nuestra motivación interna.

 

exitosa

3 objetivos que buscan las rutinas matutinas

 

Nutrir tu carrera (formarte de manera autodidacta, leer, hacer cursos…)
Nutrir tus relaciones personales (aprovechar para desayunar con tu familia, compartir trayectos con algún amigo, etc.)
Nutrirte a ti mismo (hacer ejercicio, caminar, emplearte en tus hobbies…)
Cómo reinventar tus mañanas
A partir de aquí el asunto coge un poco más de jugo, y es que pasamos del por qué al cómo. Ya sabemos que no lo estamos haciendo bien, pues veamos cómo mejorar. 

Según Laura Vanderkam para la gente exitosa  la clave para reinventar nuestras mañanas se encuentra en 5 pasos.
1. Registra lo que haces con tu tiempo
Si has pasado por el artículo sobre organización semanal, seguro que esto ya lo has hecho, pero el primer paso es que registres en que estás invirtiendo las primeras horas del día. 

De esta forma, puede que descubras un gran número de actividades innecesarias o actividades necesarias en las que estás empleando más tiempo del necesario (como puede ser por ejemplo arreglarse).
2. Imagina la mañana perfecta
¿Cómo te gustaría que empezaran tus días? ¿En qué te gustaría emplearte? ¿Qué es lo que realmente estás deseando hacer? 

Cuando llega el momento de ponernos nuevos propósitos madrugar un poco más suele estar entre ellos, Sin embargo no nos enfocamos de manera correcta sobre por qué queremos hacerlo.

Por eso, ahora que ya sabes lo que haces, es el momento de ponerte a pensar qué querrías.

3. Analiza la logística
Traslademos a la realidad esa mañana ideal que hemos diseñado.

 Para ello, lo más sencillo es que contestes a algunas de las siguientes preguntas:
¿Cómo encaja este ideal en tu vida?
¿Cuál sería la logística necesaria para hacerlo realidad?
¿Qué tiene que suceder para que funcione?
¿A qué hora te tendrías que levantar para poder llevar a cabo lo que te has propuesto?
Y no menos importante … ¿A qué hora te tendrías que acostar? ¿Te es viable acostarte a esta hora?
¿Necesitas delegar algunas tareas?
¿Qué te ayudaría a que tu propósito sea más sencillo?
Cuando hayas contestado a todas estas preguntas deberías tener todos los datos necesarios para trasladar lo ideal a real. 

Es el momento de diseñar un plan. 

Una vez has llegado a este punto deberías ser capaz de desplazar tareas menos importantes o imprescindibles para hacer hueco a esta nueva organización .
4. Hazte el hábito para ser gente exitosa 
No sé si la gente exitosa está o no en las primeras horas de la mañana despierta.

Es por eso que sí podemos afirmar con seguridad es que el éxito lo consiguen aquellas personas capaces de desarrollar buenos hábitos. 

Por eso, una vez tengas tu plan, lo que debes hacer es convertir en hábitos esas nuevas tareas.

En el caso de las mañanas, la clave es más sencilla de lo que parece: busca tareas placenteras.

 No puedes pretender perpetuar el inicio de tus días con un comienzo que odias. 

El verdadero truco para empezar a aprovechar las mañanas es dedicarlas a tareas que te gusten, o al menos incluir alguna de ellas en medio de otras que debas hacer pero que quizás no te satisfagan tanto.

Parece sencillo, pero tampoco nos pasemos de optimistas, perpetrar buenos hábitos es realmente complicado. 

Crear un nuevo hábito es un paso difícil, que requiere mucha fuerza de voluntad. 

Por eso, es importante que vayas uno a uno, intenta ir incorporando nuevas actividades de manera progresiva o no podrás abarcar todo a la vez y abandonarás.
Otro aspecto importante es que contabilices lo que haces, si vas por ejemplo apuntando en un calendario cada día que llevas a cabo ese nuevo hábito, el día que no lo hagas aparecerá la sensación de “me he olvidado algo” y esto te ayudará a continuar.

5. Adáptate a las necesidades
Evidentemente no todos los momentos de nuestra vida son iguales, por eso es importante que sepamos ir adaptando nuestras rutinas a cada momento para ser gente exitosa .

 Según tu vida cambia has de cambiar tus rituales matutinos. 

Cada mañana nos da una nueva oportunidad, y como dice la autora, conseguir un logro matutino desencadenará una cascada del éxito que nos llevará a conseguir grandes cosas.
“Qué hace la gente exitosa antes del desayuno” viene a decirnos que si reinventamos tus mañanas, intentaras tu vida. ¿A qué estás esperando?

exitosa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *